NOVEDADES

Industria 4.0: una oportunidad para potenciar la exportación


13-10-2020

En el marco de #ProPymesExporta, y con el objetivo de acercar herramientas que faciliten la transformación productiva y digital de cara a una estrategia exportadora, se articuló un encuentro entre pequeñas y medianas empresas de la Cadena de Valor del Grupo Techint y los referentes de la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i), el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) y el área de Sistemas de Ternium.

Más de 50 personas participaron de la charla online “Industria 4.0 en las Exportaciones”, realizada en el marco del Ciclo de Charlas de Exportación que, desde el mes de agosto, ProPymes desarrolla de manera gratuita para su Cadena de Valor.

“La esencia del programa ProPymes es apuntalar una mejora de la productividad y la competitividad estructural de las pymes a través de la gestión. Hoy, la investigación y el desarrollo en tecnologías son temas en los que el mundo está avanzando rápidamente y, de acuerdo a la visión de largo plazo de ProPymes, seguimos trabajando para fortalecer e impulsar la transformación digital de toda la cadena de valor”, apuntó Juan Pablo Ponte, referente de ProPymes Exporta por Ternium Argentina, al inicio del evento.

Fernando Peirano, Presidente de la Agencia I+D+i, dependiente del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación, destacó que la Industria 4.0 y las exportaciones son dos elementos centrales para el modelo de desarrollo que se pretende reconstruir en la Argentina.

Para el especialista, la tecnología tiene que ser abordada como sistema, como la combinación de distintos elementos, y ya no como artefactos. “Industria 4.0 es un sistema productivo y de gestión nuevo que tenemos que expandir y difundir entre nuestras pymes. La rivalidad entre un robot y un trabajador es un mito. Hay estudios realizados en Argentina que afirman que las empresas que más invierten en innovación son las que tienen más oportunidades de generar nuevos y mejores empleos y pagar salarios más altos. Para un país de desarrollo intermedio como Argentina, invertir en I+D, invertir en ciencia y tecnología, es sinónimo de crear más empleo”, afirmó. Como segunda definición, Peirano sostuvo que los sectores público y privado deben trabajar en conjunto para visualizar ese traspaso al desarrollo: “Este desafío de lo digital está llevando a una convergencia de las agendas de promoción de la industria, del agro y los servicios. Todos estos sectores requieren dar pasos adelante que tienen mucho en común y que utilizan muchos recursos compartidos. Lo que décadas atrás eran los puertos y las autopistas, hoy está representado por la conectividad, donde se juegan parámetros como la latencia, la velocidad de respuesta y la ciberseguridad”. En tercer lugar, el funcionario destacó la necesidad de definir si queremos ser un país usuario de tecnología o un país productor: “Argentina es un país que puede proponerse este desafío. En cada uno de los sectores podemos encontrar eslabones de alta creatividad y valor agregado”.

Un modelo de Doble Anillo para pensar la Industria 4.0

Raquel Ariza, Directora Técnica de Industrias 4.0 en el INTI, afirmó que la pandemia aceleró el proceso de digitalización y evidenció la fragilidad de los sistemas establecidos. En un presente signado por la volatilidad y la incertidumbre, pensar distinto, innovar, hace la diferencia. En este contexto, la Industria 4.0 es la respuesta a un cambio de paradigma: debemos cambiar de mentalidad para entenderla y aprovecharla. La Industria 4.0 considera muchos más aspectos que los comerciales: busca producir actividades más sustentables, simples y humanas, bajo una visión de ecosistema, donde la tecnología es solo una parte, y la geografía ya no limita y esto es clave para pensar la exportación.

La experta propuso pensar a la Industria 4.0 como un modelo de doble anillo representado por los habilitadores tecnológicos y el pensamiento estratégico: “La tecnología y sus habilitadores son herramientas, nos permiten hacer muchas cosas que antes no se podían pero no sirven por sí mismas si no están sustentadas en un para qué, en una estrategia. La Industria 4.0 implica un cambio de paradigma socio tecnológico que pone en el centro a las personas”.

Para Ariza, uno de los habilitadores claves para pensar en la exportación industrial son las tecnologías inmersivas basadas en realidad aumentada y realidad virtual. “Este habilitador nos permite instancias de asistencia a distancia y de mantenimiento y servicios de post venta que acercan al cliente los productos. En esto Argentina ya tiene mucho desarrollo hecho no orientado a la industria pesada, pero sí a la industria del juego. Hay capacidad de desarrollo y potencial para hacerlo”.

La experiencia de Ternium

“Cuando cada eslabón emplea tecnología, mejora la productividad de toda la cadena de valor”, afirmó Ricardo Pons, Gerente de Sistemas Comercial y Supply Chain de Ternium Argentina, quien brindó detalles sobre la transformación que operó en Ternium en el camino hacia la Industria 4.0: “Actualmente, bajo el modelo de SMART Factory, agrupamos las iniciativas en SOCIAL (colaboración), MOBILE (en todos lados), ANALYTICS (cognitivo), ROBOTS (Autonomía) y THINGS (Internet de las Cosas)”.

Ejemplo de tecnología Social y Mobile es el Asistente Mobile Digital, que permitió un 50% de reducción de tiempos en tareas administrativas. En cuanto a Analytics, en Ternium se utiliza la big data que recopilan sus equipos para poder prevenir fallas y cuidar la seguridad del personal. Hay más de 60 proyectos que involucran Robot y Drones para inspecciones en altura y también hay experiencias vinculadas a Internet de las Cosas con tecnología RFID, circuitos pasivos en su mayoría, de bajo costo, que adheridos a las etiquetas de los materiales facilitan el seguimiento y trazabilidad de los productos en las playas de materia prima o producto terminado, con reducción de tiempos de inventariado de hasta 88% y de tiempos de carga del 39%.

Sin dudas, las tecnologías exponenciales están transformando nuestra industria y llegaron para quedarse. Es necesario que proactivamente incorporemos este tema en nuestras agendas y visualicemos las oportunidades subyacentes, ya que esto dará un plus de competitividad a los negocios frente a las transformaciones que operan sobre el mercado”, afirmó Pons.

Noticias relacionadas

Capacitaciones

#ProPymesExporta continúa promoviendo las exportaciones de las pequeñas y medianas empresas que conforman la cadena de valor de Grupo Techint, con la mirada puesta en las oportunidades actuales y una visión de largo plazo. Adaptó su propuesta a los tiempos que corren, incluyendo webinars y talleres online gratuitos con el objetivo de acercar a directores y dueños, información y herramientas prácticas para abordar la decisión estratégica de exportar. También se está trabajando caso a caso con las pymes en diagnósticos individuales apuntando a diseñar y promover planes de exportación.